JavaScript

This website requires the use of Javascript Explain This   to function correctly. Performance and usage will suffer if it remains disabled.
¿Dónde está la Iglesia de Dios hoy?
Nueva York, EE.UU. Jamaica Perú Idaho, EE.UU. India Bélgica Kenia Arkansas, EE.UU. Sudáfrica Inglaterra Nigeria Ohio, EE.UU.

Jesús dijo: “Edificaré mi Iglesia”. Hay una sola organización que enseña toda la verdad de la Biblia, y es llamada a vivir por “cada palabra de Dios”. ¿Usted sabe cómo encontrarla? Cristo dijo que:

  • Enseñaría “todas las cosas” que Él ordenó
  • llamaría a los miembros a ser apartados por la verdad
  • Sería una “manada pequeña”

¿Habla Dios por medio de “Lunas de sangre”?

¿Cuál es todo el revuelo acerca de las “lunas de sangre? La teoría supone que en los próximos años, la luna se volverá “en sangre” cuatro veces y el sol “en oscuridad” una sola vez. Usted puede sentirse como si estuviera en la oscuridad, ¡pero esto no tiene que ser así!

¿Cuál es todo el revuelo acerca de las “lunas de sangre? Usted puede haber leído acerca de cuatro eclipses lunares totales a lo largo en el próximo año y medio — y quizá haya escuchado a un prominente tele-evangelista decir que éstas tienen un significado bíblico. Es posible que haya visto a los principales medios de noticias, como Los Ángeles Times y CNN, tomar la historia. Usted podría estar intrigado por la titilante teoría de que el sol y la luna son una forma que Dios usa para comunicarse con la humanidad — para aquellos que lo están buscando.

Usted puede sentirse como si estuviera en la oscuridad, ¡pero esto no tiene que ser así!

La idea comenzó con Mark Biltz de los ministerios de El Shaddai y fue popularizado por el predicador de TV sin denominación, John Hagee. Esto se enfoca en un cuarteto de “lunas de sangre” (conocido como tétrada), que ocurre entre la primavera de 2014 y el otoño de 2015, con un eclipse solar total que cae en medio de lo que ellos llaman Año Nuevo judío.

El Sr. Biltz siente que estos eventos son únicos porque cada uno ocurre en los Días Santos bíblicos (excepto por el eclipse solar total), y debería ser visto como un señal de advertencia de que acontecimientos importantes tendrán lugar en el Medio Oriente. El Sr Hagee está de acuerdo y llama al evento “cartelera de Dios”. Él cree que un evento que sacudirá al mundo está a punto de ocurrir en la nación de Israel.

Para respaldar esta afirmación, los dos predicadores mencionan que acontecimientos importantes en la historia judía han sucedido alrededor de tétradas de Días Santos. Ellos marcan la expulsión de los judíos de España en 1492, Israel convirtiéndose en una nación en 1948, y la Guerra de seis días en 1967 como si todo tuviera en relación con esos sucesos cósmicos.

También, los dos hombres citan a Joel 2: “Y daré prodigios en el cielo y en la tierra…El sol se convertirá en tinieblas, y la luna en sangre, antes que venga el día grande y espantoso del Eterno” (vs. 30-31).

La teoría supone que en los próximos años, la luna se volverá “en sangre” cuatro veces y el sol “en oscuridad” una sola vez. Esto significa que un evento que “despedazará la tierra” está por ocurrir en Israel, ¿cierto?

Sin embargo, tras un escrutinio más detenido, esta idea se derrumba en un montón de escombros.

Aparición normal

En primer lugar, dese cuenta de que cuando las personas utilizan el término “luna de sangre” en realidad están hablando de un eclipse total de luna — una luna llena siendo totalmente envuelta por la sombra de la Tierra. Si bien esto no sucede todos los días, es un evento astronómico normal. La NASA puede predecir cuándo ocurrirán estos con una precisión milimétrica. Además, mientras que las tétradas son algo raro, ellas son únicas.

El color rojizo de un eclipse proviene de los rayos del sol que se filtran a través de los bordes de la atmósfera de la Tierra hacia la luna. Esto dispersa las longitudes de onda de luz azul, mientras que las longitudes de ondas rojas y anaranjadas pasan directamente y son proyectadas en la luna.

El primero de los cuatro eclipses lunares ocurrió el 15 de abril de 2014, que fue el primer día de Panes sin Levadura, un festival de una semana de duración al que se hace referencia en las Escrituras. Otro ocurrirá durante esta misma fiesta de primavera el próximo año, con los otros dos durante la Fiesta de Tabernáculos en el otoño de 2014 y 2015. Así que, ¿por qué estos eclipses caen en los Días Santos bíblicos?

Dese cuenta que el calendario de Dios es lunisolar, lo que significa que toma en cuenta tanto el sol y la luna. Esto está en un claro contraste con el calendario romano moderno que sólo se basa en el sol.

Cuando los Días Santos bíblicos caen en el calendario marcado por la luna. Cada año, el primer día de la Fiesta de Panes sin Levadura y la Fiesta de Tabernáculos tienen lunas llenas. Este hecho aumenta significativamente la probabilidad de que los eclipses lunares y tétradas caigan en estas fechas.

¡También dese cuenta que este ha sido el caso durante miles de años!

Un Dios de precisión

El Creador es un Dios de exactitud. Cuando Él dice que hará algo, vendrá — y justo a tiempo. En el Antiguo Testamento en el libro de Isaías, Él dice: “Lo que pasó, ya antes lo dije, y de Mi boca salió; lo publiqué, lo hice pronto, y fue realidad…antes que sucediera te lo advertí…” (48:3, 5).

Isaías 46:11 dice: “…Yo hablé, y lo haré venir; lo he pensado, y también lo haré”.

Si las tétradas anuncian acontecimientos importantes para el pueblo judío, entonces los acontecimientos históricos pregonan como prueba que han ocurrido con precisión y orden. Aquí radica un problema importante para la teoría de la luna de sangre. Ninguno de los acontecimientos históricos mencionados por el Sr. Hagee o el Sr. Biltz realmente ocurrió en las fechas de los eclipses tétrada. Observe:

  • El decreto real de expulsar a los judíos de España ocurrió en 1492. La tétrada ocurrió en 1493 y 1494.
  • Israel se convirtió en una nación en mayo de 1948. LA tétrada no comenzó hasta abril de 1949.
  • La Guerra de los seis días, ocurrió en junio de 1967. El primer eclipse lunar fue en abril 1967.

Además, hubo otras dos tétradas de Días Santos que ocurrieron en torno a eventos de menor importancia en la historia judía. Y, sorprendentemente, tres más que fueron pasadas por alto por el Sr. Biltz, porque no pudo conectar ningún suceso importante a ellas.

Vamos a recontar: tres tétradas tuvieron cero eventos ligados a ellas, dos ocurrieron en torno a eventos menores, dos ciclos de eclipses sucedieron después de los hechos, y sólo un caso ocurrió poco después del primero de los cuatro eclipses. En otras palabras, ¡no hay un patrón claro en absoluto!

Sin embargo, hay otro punto que pone el asunto a descansar…

El problema mayor

La idea de “lunas de sangre” depende de la suposición de que es un cumplimiento de las señales celestiales mencionadas en Joel 2. Pero, ¿es cierto eso?

Lea nuevamente el versículo 31: “El sol se convertirá en tinieblas, y la luna en sangre, antes que venga el día grande y espantoso del Eterno”.

Estas señales celestiales ocurrirán justo antes de lo que es llamado “el grande y terrible día del Señor”. En otras partes de la Biblia se hace claro que el Día del Señor se llevará a cabo después de la Gran Tribulación. Apocalipsis compara esto con lo que se llama el “sexto sello” (la Tribulación, es el “quinto sello”).

El Editor en jefe de la revista The Real Truth, David C. Pack explica esto en Apocalipsis – ¡Por fin explicado! La totalidad del subtítulo “El sexto sello — LAS SEÑALES CELESTIALES” se reimprime aquí:

A continuación viene el sexto sello — las señales celestiales o astronómicas: “Miré cuando abrió el sexto sello, y he aquí hubo un gran terremoto; y el sol se puso negro como tela de cilicio, y la luna se volvió toda como sangre; y las estrellas del cielo cayeron sobre la tierra, como la higuera deja caer sus higos cuando es sacudida por un fuerte viento” (Apo. 6:12-13).

Esta es una descripción casi literal, frase por frase de Apocalipsis 6:12-13. El paralelo es inconfundible. Cristo ha interpretado una vez más el sexto sello, y su tiempo, para nosotros. La frase: “inmediatamente después de la tribulación” remueve toda duda acerca de cuándo ocurren las Señales Celestiales.

La llegada de las Señales Celestiales presagia un gran cambio general en la dirección — y velocidad — de los eventos. Esto es comprendido al continuar en Apocalipsis 6, unos pocos versículos después. Note: “Porque el gran día de Su ira ha llegado; ¿y quién podrá sostenerse en pie?” (vs. 17).

Ahí está en un lenguaje claro. El Día del Señor, o el Día de la Ira de Dios, sigue al sexto sello. ¡Los cielos y la tierra son sacudidos! ¡Este tiempo revela el asombroso poder de Dios! Esto no se compara con nada que haya sucedido antes, o que vaya a suceder de nuevo alguna vez.

El profeta Joel estaba hablando de este tiempo cuando el asombroso poder y la gran ira de Dios serán desplegados cuando él dijo: “El sol se tornará en tinieblas, y la luna en sangre, antes que venga el día grande y espantoso del Eterno” (2:31).

Algunos han asegurado que esas señales ya han ocurrido. ¡Esto es imposible! Mateo 24 hace claro que todas esas señales siguen — no preceden — a la Tribulación. Además, cuando ocurren, ya sea son seguidas inmediatamente por, o acompañan a la señal de la venida de Cristo (vs. 29-30).

El período terrible de la Ira de Dios está profetizado a durar un año completo — después de los dos años y medio del inicio de la Tribulación. He aquí cómo lo describió Isaías: “Porque es día de venganza del eterno, año de retribuciones en el pleito de Sión” (34:8). Jeremías se refiere a este período como “el año de… castigo” (11:23; 23:12 — vea también Eze. 4:6 y Núm. 14:34).

La línea de tiempo de los eventos futuros es clara. Las señales celestiales mencionadas en Joel 2 ocurren después de la Gran Tribulación. No hay ninguna posibilidad de que la tétrada actual esté implicada en ninguna manera. Los defensores de esta profecía pueden ser sinceros, ¡pero están sinceramente equivocados!

Es revelador que el Sr. Biltz ha dado incluso una “salida” en caso de que nada suceda en los próximos años. Enterrado en la página 159 de su libro Lunas de sangre: Decodificando las inminentes señales celestiales, él dice: “Si nada notorio sucede en 2014-2015, sólo significa que estas son señales de cosas a venir”.

Ahora, algo importante puede ocurrir en la época de la tétrada — especialmente en la región volátil del Medio Oriente. Si esto sucede, no deje que nadie lo influya a creer que tiene algo que ver con que se mueve la luna en la sombra de la Tierra varias veces. ¡No es así!

Sin embargo, la Biblia tiene mucho que decir acerca de lo que depara el futuro para la nación de Israel y del mundo entero. Para entender el verdadero orden de los acontecimientos proféticos, lea el resto de Apocalipsis – ¡Por fin explicado! ¡Éste muestra con claridad cristalina lo que Dios ha planeado para toda la humanidad!